Me gustaría decir: hasta mañana…


Beatriz Rodríguez del Rey

Pequeño/a, yo mataría monstruos por ti

¡Los monstruos existen, sí, están en nuestra imaginación!. Unos son buenos y otros, no tanto. Dicen que hay infinidad, cada uno tenemos los nuestros, nadie los ha visto, pero todas las personas les llevamos inherentes. Les hay de todos los colores, sabores, tamaños, texturas y olores, lo sé, están por todas las partes.

Hay monstruos chiquititos, a veces un poco gruñones, pero con su aleteo en forma de mariposa logran hacernos cosquillas en el estómago sacándonos una sonrisa, sin embargo hay otros, que nos aplastan y se hacen cada vez más grandes. Pero no pasa nada, tranquilidad, todos tenemos a alguien que estaría dispuesto a matar esos monstruos que nos atormentan, o a la inversa, quizá seamos nosotros los que abracemos a esa persona estrujando o haciendo desaparecer sus monstruos. Hoy sólo quiero que sepas que: “Pequeño/a, yo mataría monstruos por ti”.

Teniendo en cuenta lo que dice el texto que acompaña a esta imagen, hoy reconozco un nuevo “monstruo” que habita entre los riosecanos, es el “monstruo del silencio de la voz”.
Cuando empezó la más cuerda locura de La Voz de Rioseco y me brindaron la oportunidad de colaborar, no dudé ni un segundo. Recuerdo los “primeros monstruos” que me asaltaban relativos a escribir para otros, a poner letras a lo que acontecía en nuestra Ciudad de los Almirantes, a dejarme conocer un poco más. Poco a poco todos fuimos creciendo y en mi caso, me atreví no sólo a cubrir las noticias de mi querido Colegio Campos Góticos, sino que descubrí en la fotografía una forma más de expresión. No soy una profesional del sector, ni nunca pretendí serlo, sólo capturo instantáneas cuando camino por Medina de Rioseco y sus alrededores (sin filtros, sin retoques) y las pongo texto, confieso que todas tienen mucho de mí. Hoy, no me despido, sólo quiero compartir una imagen que va conmigo a todas partes, qué significa mucho para mí, de hecho, es el fondo de pantalla de mi móvil. Y quiero que sea ésta y no otra, porque con la imagen de una amapola fue con la que me estrené en la sección La mirada del día. La imagen de hoy lleva por título, “Pequeña/o, yo mataría monstruos por tí”, realizada hace unos años por estas fechas cuando las lluvias primaverales nos sorprenden, donde una amapola abraza a una margarita queriéndola proteger de las gotas de agua. Hasta mañana, queridos lectores de la voz, con el deseo de ver pronto escritas las palabras de Fray Luis de León “Como decíamos ayer” en el encabezado de una noticia de este “nuestro” diario digital.

Deja un comentario